miércoles, 30 de junio de 2010

LA INVESTIGACIÓN EN EDUACIÓN BÁSICA

Formar para la investigación, en la mayoría de sistemas educativos, es una de las tareas encargadas a la Educación Superior, especialmente en las universidades; sin embargo, este concepto ha variado en los últimos años. Las principales variantes que se están incorporando tienen relación directa con las características principales de la sociedad del conocimiento y de la información, dado que la producción del conocimiento científico, la incorporación de tecnologías cada vez más sofisticadas a la vida del hombre, han modificado las bases sociales, económicas y políticas para el desarrollo de los países en el mundo.

Los Sistemas Educativos de los países, están adecuándose gradualmente a este contexto, unos más rápidos que otros, dependiendo de los factores que intervienen en este proceso, pero la tendencia está marcada. El proceso formativo de ciudadanos que aporten al desarrollo del país y del mundo, están incorporando las mega tendencias que curiosamente siendo tan amplías y complejas, han trastocado la individualidad de la persona: el calentamiento global, el cuidado del agua, la gestión de la información, las tecnologías de la información y la comunicación, la investigación e innovación y desarrollo, la diversidad, el desarrollo humano, la educación vial, entre otros.

La atención a estas necesidades, pasan imprescindiblemente por la educación. Iniciar cuanto antes a educar a los niños y niñas, jóvenes y adultos en estos temas que son respuestas a problemas globales y locales a la vez, está marcando las diferencias del desarrollo de un país.

Los apuntes que presentamos para la creación de centros de investigación en la Educación Básica de nuestro país, se ubica en este contexto complejo y diverso de temas, donde destaca la investigación. Sin investigación es imposible producir conocimiento científico, crear e innovar tecnología, mejorar la condición humana de la persona.

Existen avances considerables de incorporar la investigación en la Educación Básica. Países como Estados Unidos, Inglaterra, Francia, México y Colombia son referentes, cuyas experiencias son valoradas para la propuesta de un subsistema de investigación en el Sistema Educativo Peruano.

El soporte teórico para concretar la investigación en la Educación Básica, es la investigación – acción. Esta propuesta que la iniciara Kurt Lewin en la década de los años cuarenta fue seguida por Jonh Elliot, Mc Kernan, Carr y Kemmis, Stenhouse, entre otros. Estos teóricos han sentado las bases para que la investigación – acción sea utilizada en la educación, en la comunidad, en la escuela y en el aula. Incorporan además la relación de la investigación con el currículo y aportan la categoría de profesores investigadores a partir de proyectos validados en el ámbito educacional.

En el plano aplicativo y metodológico, forma parte del sustento teórico, los estudios realizado por Guadalupe Moreno, una de las pionera mexicanas que trabajó la investigación en la Educación Básica, haciendo una propuesta de habilidades para la investigación. También recogemos la concepción de habilidades, actividades y operaciones para la investigación de la cubana Lizette Pérez Martinez, la misma que de manera didáctica acerca la investigación a la lógica de la ciencia, de la didáctica y del currículo.

Realizando una mirada general a los aportes que se proponen con la finalidad de tenerlos en cuenta, de ser necesarios, para la creación de los centros de investigación en la educación básica peruana, estos parten de considerar a la investigación como un subsistema dinámico cuyo modelo comprende dos componentes principales: el académico y el administrativo.

El énfasis, puesto en esta fase, es en el componente administrativo. Los centros de investigación de educación básica deben ser organizados desde la estructura del Ministerio de Educación (MED) con un enfoque participativo, por tanto, con la convocatoria de las Direcciones Regionales de Educación (DRE), las Unidades de Gestión Educativa Local (UGEL) y las Instituciones Educativas (IE). La delimitación de los principios teóricos – epistemológicos, la metodologías, el diseño de las políticas y las funciones, en parte conforman este breve estudio. Ampliamos la organización de este componente, con la inclusión de las comunidades científicas, las redes de investigación y los semilleros de investigación.

El componente académico de este subsistema, lo describimos brevemente. Lo conforman tres elementos que a nuestro criterios son claves: los profesores investigadores, la investigación – acción y el currículo y las áreas y líneas de investigación.

Continuará el estudio

Publicar un comentario